PIRÁMIDE DE KEOPS

KEOPS

 

TÍTULO

 

Gran Pirámide de Guiza o Gran Pirámide de Jufu o Keops

Nombre antiguo: Horizonte de Jnum-Jufuy

 

PERÍODO Entorno al año 2570 a.C.
AUTOR Su construcción fue orden del faraón Keops, de la IV Dinastía del Antiguo Egipcio. Su autor podría haber sido Hemiunu, primo y “tyaty” de Keops (primer magistrado después del faraón), aunque nunca ha sido mencionado como “Arquitecto o Constructor del Rey”. Hemiunu se construyó una “mastaba” (tipo de edificación funeraria) cerca de la Gran Pirámide,   donde se encontró su tumba y una estatua con sus títulos dentro de la familia real, entre los cuales se encontraba el de “Capataz de todas las Obras”.

 

LOCALIZACIÓN Se encuentra en la meseta de Guiza, en Egipto,a unos 20 km de El Cairo, su capital. La obra pertenece a la Necrópolis de Guiza, compuesta por varias obras menores (templos, mastabas, embarcaderos, etc.) y las tres pirámides principales, la de Keops, Kefrén y Micerino, por orden de tamaño.

 

DESCRIPCIÓN La pirámide es, en planta, un octógono, una estrella de cuatro puntas, orientado perfectamente al Norte. Se compone de varias galerías y tres cámaras principales, dos interiores (“cámaras reales”) y una en el subsuelo, a las que se accedía desde el lado norte, por pasajes y pasadizos.

 

La función de estas cámaras era acoger sarcófagos y alguna estatua. También existen dos conductos inclinados, uno que llega al exterior y uno que se queda a pocos metros del exterior, de los cuales se desconoce su función original.

 

CONTEXTO La obra está realizada en el Antiguo Egipcio, en la época de mayor esplendor del poder faraónico, durante el reinado de Keops (o Jufu). Las pirámides son principalmente templos funerarios y estaban destinadas a contener la esencia del rey para el cual se construía para toda la eternidad, y a su vez, intentaban demostrar su grandeza.
TECNOLOGÍA CONSTRUCTIVA No se sabe exactamente cuál fue si proceso constructivo, ni el de esta obra en particular ni de ninguna de sus semejantes, ya que no existen documentos que lo expongan. El texto más cercano a su construcción es del año 450 a.C., donde Heródoto, historiador griego, relata que fueron construyéndose con grandes bloques de piedra labrada (unos 2.3 millones de bloques y de peso medio 2.5 Tn, aunque los hay de hasta 60 Tn), de modo que iban formando gradas. Los bloques irían levantándose con una máquina formada por maderos cortos que las alzaría desde el suelo y todos los niveles. Los niveles se regularían con canales de agua.

 

En el siglo XX surgieron varias teorías de utilización de grandes rampas o múltiples rampas pequeñas como posibles métodos, pero nada es probable.

 

Para su época, lo que podemos apreciar en ella demuestra la gran capacidad de los diferentes técnicos necesarios para su construcción, con medios muy escasos, con máquinas de madera, rodillos de madera a modo de ruedas, y piedra labrada.

 

Heródoto también cuenta que se tardó unos 20 años en construirse.

 

IMPACTO La obra mostraba la grandeza del faraón Keops y del Imperio Egipcio en general, en un ejercicio de comunión con los dioses, a los cuales se nombran en muchos escritos, con lo cual era una construcción más allá de lo meramente funcional, hacía ver a las gentes una conexión con lo divino.

 

Al querer destacar por encima de todo, su integración con el paisaje del desierto es cuestionable, pero nunca fue un objetivo.

 

No queda claro tampoco si fueron construidas por miles de esclavos, como siempre se ha dicho, o por obreros pagados y bien tratados, lo cual se podría deducir de los restos encontrados de colosales cantidades de huesos vacunos y   restos de pescado para dar de comer a miles de hombres durante un siglo, según Mark Lehner.

 

Fue el edificio más alto del mundo hasta el siglo XIV, y el edificio de piedra más alto hasta finales del siglo XIX. Su altura inicial era de 146 m y la plataforma en la que fue construida mide 1500m x 2000m.

 

Es la única de las 7 maravillas del mundo que aún se conserva, aparte de la más antigua, y su imagen en el desierto egipcio es una de las más clásicas de nuestro mundo. Su perfecta alineación con el Norte y la asociación de su altura como fracción de la distancia de la Tierra al Sol ha dado lugar a multitud de teorías y enigmas sin respuesta muchos siglos después.

 

 

CRÍTICA El valor de esta obra es incalculable ya que es una de las más antiguas del mundo que aún se conservan, irrepetible ni equiparable a ninguna construcción durante muchos siglos. Su magnitud es inmensa para la época en la cual fue construida, teniendo en cuenta los medios disponibles, y parece que el proceso constructivo ha sido el usado por otras civilizaciones muchos siglos después. Es una obra avanzada a su tiempo, como muchas de las cosas que hemos heredado de la civilización egipcia.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s